TocaRodilla Blog

Noticias y novedades son nuestra prioridad

Volar por primera vez

julio 19, 2017 Comentarios desactivados en Volar por primera vez

¿Quién le tiene miedo a volar? Y no hablo de ese miedo irracional que se ve en las películas americanas, halo del miedo a lo desconocido, miedo a no saber cuál es la reacción de tu cuerpo en esas circunstancias, hablo del miedo a volar por primera vez.

Llegué al aeropuerto según me habían indicado con tres horas de  antelación, pasé por las ventanillas y facturé el equipaje y me di cuenta de lo bien montado que está todo en los aeropuertos, todas las indicaciones en varios idiomas colocadas en un expositor de metacrilato a la vista de todo el mundo. Unas indicaciones que para personas como yo son de gran utilidad. Tras esto me puse a buscar la puerta de embarque solamente por tenerla ubicada, ya que para que saliese mi vuelo aun faltaban dos horas.

Tras dos vueltas conseguí encontrarla y ya me quedé más tranquilo, ahora podría irme a tomar un café a cualquier sitio sin miedo a perderme. Encontré una cafetería de esas de las que el café te cuesta un riñón y me pedí un café con leche para pasar el rato, tras tomar el café me di una vuelta por el dutty free, una cadena de tiendas en las que puedes encontrar de todo, si lo miras bien un aeropuerto es como unos grandes almacenes, hay zapaterías, tiendas de moda, de complementos, licorerías, perfumerías…y restaurantes de comida rápida, de estos están todos, de pizzas, de hamburguesas, de burritos… todo lo que busques en comida rápida lo encuentras allí, además todos con unos precios más elevados que los que hay en las ciudades.

A falta de media hora para que salga el avión, me dirijo a la puerta de embarque para esperar allí hasta la hora prevista. Llega el momento y me salen los nervios por las patillas, la señorita me recibe el billete y el DNI y prosigo por el pasillo que llevará directamente hasta el avión. Una vez dentro veo que todos buscan sus asientos y otros tantos colocan las maletas en los compartimentos situados sobre los asientos. Busco mi asiento y procedo a sentarme no sin antes hacer un recorrido visual de todo el avión, ¡es fantástico! Me pongo el cinturón y procedemos a despegar y es ahí cuando los nervios se apoderan de mí, pero es algo pasajero, no me afectan en absoluto y disfruto de cada momento del despegue, una sensación increíble.

  • Published On : 2 meses ago on julio 19, 2017
  • Author By :
  • Last Updated : julio 19, 2017 @ 3:19 pm
  • In The Categories Of : General